viernes, 15 de abril de 2016

El hundimiento del Titanic (1953) de Jean Negulesco



La señoritinga Julia Sturges (Barbara Stanwyck)
Antes de que James Cameron se metiese a medio mundo y un porrón de millones en el bolsillo con su famosísima ''Titanic'' en 1997, la historia de este barco supuestamente insumergible ya había dado mucho pero muchísimo de qué hablar en el mundo cinematográfico. Ya hablé de la versión propia que hicieron los nazis, ''Titanic'' de 1943, aparte existen otros films (algunos mudos incluso) que ya habían narrado la catástrofe del trasatlántico, los cuales se consideran perdidos (de uno realizado en 1929, aún se conservan algunos fragmentos en youtube, véase ''Atlantic''). Pero éste de 1953, orquestada por Jean Negulesco (director de la excelente ''Belinda''), fue uno de los más recordados y famosos en narrar tal fatídico acontecimiento ocurrido un día como hoy en 1912. ''El hundimiento del Titanic'' es una producción bastante loable, de gran factura técnica e intérpretes de prestigio, destacando a la mítica Barbara Stanwyck (una de las más recordadas femme fatales del cine gracias a ''Perdición''). 

Colisión inminente

Pues sí, va a ser que el Titanic se va a hundir
La película sigue el patrón establecido por otras películas de catástrofes, o sea nos presenta un melodrama en donde los personajes interactúan contándonos sus problemas e inquietudes, teniendo como telón de fondo el propio Titanic, hasta el momento en que a la media hora final se produce el fatal choque contra el iceberg y el posterior hundimiento. El film es ameno y está magníficamente realizado, yo recuerdo que lo vi de pequeño, concretamente en ''La 2'', cuando lo emitieron precisamente coincidiendo con el estreno en cines de la peli de Cameron, es más tuve la ocasión de ver tanto éste como ''La última noche del Titanic'' de 1958 (para mí la mejor película sobre este naufragio, amén de la propia de Cameron), y durante un tiempo las confundí (personalmente creo que la segunda nombrada supera a ésta que nos ocupa). 

Afrontando con valentía el fatal desenlace

La peli cumple su cometido, la trama engancha, su guión está bien estructurado y narrado (fue galardonado con un Oscar en este apartado) y resulta lo suficientemente dramática como para poner un nudo en la garganta en según qué momentos. Probablemente le costará a todo aquél que tenga más en mente la peli de Cameron, encontrar algo de afinidad con este film, pero yo creo que muy recomendable su visionado, sobre todo a aquél que le guste la historia del Titanic (y no sólo por la existencia de su versión cinematográfica del 97), aparte de todo me parece una muy buena película en todos los sentidos.

Bueno, todos sabíamos como acababa la cosa

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada