miércoles, 4 de mayo de 2016

Cuenta conmigo (1986) de Rob Reiner



El joven cuarteto protagonista
¡Oh, qué película más tierna y entrañable! Un film mágico de los ochenta que tiene esa esencia tan especial de la década, esa ingenuidad del cine para jóvenes de aquel momento que generaba clásicos tan maravillosos. ''Cuenta conmigo'' está basada en un cuento de Stephen King llamado ''El cuerpo'', y si no me equivoco fue la primera adaptación a la pantalla de un escrito de este señor que no fuese de terror. La peli nos cuenta la odisea que viven cuatro niños, amigos íntimos, que se marcan toda una aventura en busca de otro infante desaparecido. Los muchachos son muy diferentes entre sí, uno es avispado, otro miedoso, otro más excéntrico, pero entre ellos se llevan bien, se ayudan, se quieren y se apoyan que es lo bonito de la historia en sí, esa oda a la amistad tan inocente y tan poderosa. 

Los chavales emprenden su viaje

Los macarrillas del pueblo, el líder es Kiefer Sutherland
Los cuatro chavales hacen una interpretación espléndida, tenemos al tristemente difunto River Phoenix haciendo del líder del grupo, un paria social de buen corazón, al icono juvenil ochentero Corey Feldman (visto en ''Los Goonies'', ''Viernes 13, parte 4'', ''Gremlins'', ''Jóvenes ocultos'', etc.), quien es el más extravagante del cuarteto, al gordito (de aquélla) Jerry O'Connell (luego se convertiría en un guaperillo más o menos buenorrillo, siempre lo recordaré por ser el novio de Neve Campbell en ''Scream 2'') que es el más retraído del grupo y por último el más desconocido Wil Wheaton, vendría a ser el protagonista principal, quien es el narrador, pues el film se cuenta a modo de flashback, siendo el personaje de este último ya de maduro (le pone rostro Richard Dreyfuss) quien cuenta los acontecimientos a modo de nostálgico recuerdo. También destacan en el film otras caras populares, como los jovenzuelos Kiefer Sutherland y John Cusack, caras comunes también en las pelis juveniles de los ochenta. 

Cruzar el puente conlleva un gran riesgo
 
La peli pues nos va detallando las sucesivas aventuras de estos chicos a lo largo de su viaje, aventuras cotidianas que nos invaden de emoción fácilmente. Los diálogos son maravillosos, la banda sonora (en la que suena la genuina canción ''Stand by me'' de Ben E. King) es preciosa y en resumidas cuentas el film es una joya auténtica. Vi ''Cuenta conmigo'' de niño y me emocionó de veras, la he vuelto a ver casi 20 años después y me sigue emocionando, eso es lo que hace que estas pelis sean únicas y nunca pasen de moda, ese no se qué tan peculiar y especial que escasea mayoritariamente en el cine actual. 

Chris (River Phoenix) consuela a un desolado Gordie (Wil Wheaton)

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada