miércoles, 16 de diciembre de 2015

Ponte en mi lugar (2003) de Mark Waters



Tess (Jamie Lee Curtis) y su hija Anna (Lindsay Lohan)
están a punto de experimentar un cambio brutal
A mí siempre me encantó esta película. ''Ponte en mi lugar'' es en realidad un remake de ''Viernes loco'', aunque la verdad, rehicieron la historia de forma más fresca, divertida e irreverente, en el buen sentido. Los grandes aciertos de la peli es que el reparto lo coronan Jamie Lee Curtis y Lindsay Lohan, la primera como estricta y controladora madre y la segunda como adolescente rebelde y alocada. Igual que en la película original, ambas acabarán en el cuerpo de la otra, aunque en esta ocasión la historia justifica mejor el hecho por el que este hecho ''sobrenatural'' acontece y el objetivo que cada una de ellas tiene que cumplir para recuperar sus respectivas identidades. El resultado es la mar de divertido, dando como resultado una comedia de enredos que fue la mar de bien acogida por el público. 

La reacción de Tess al verse en el cuerpo de su hija

La reacción de Anna no es mucho mejor
Lindsay Lohan estaba despegando y pues, demostró tener gran tirón en la taquilla, su ascenso a la fama fue álgido tras este film y bueno, ya sabemos lo que le fue deparando hasta convertirse a día de hoy en algo así como un juguete roto a consecuencia de los excesos de esto. La joven está magnífica, demuestra un gran talento y mucha naturalidad. Aunque Curtis es la reina de la fiesta, ese contraste que consigue trasmitir como recatada y responsable psicóloga encarnando al personaje adulto real y su cambio radical cuando es ''poseída'' por la personalidad alocada de su hija, resulta fascinante, demostrando una vez más ser una auténtica reina de la comedia, como antaño lo había sido para el terror. 

Disimulando, que no se note el cambio

La peli es muy entretenida, muy divertida e incluso posee su lado crítico y sentimentaloide, exponiendo el como muchas veces tenemos que ponernos efectivamente en el lugar de otro para empatizar de verdad y comprendernos realmente, añadiendo su moraleja efectiva. En lo personal me parece una grandiosa película familiar, cumple con sus funciones de manera sobresaliente y representa un claro ejemplo de que no una película destinada para el público adolescente ha de ser vacía y sin sustancia, de hecho haría un perfecto pack para visionar junto a otra joyita del estilo, ''Chicas malas'' (también con Lindsay Lohan), a la cual también le dedicaré su correspondiente comentario. 

Madre e hija rockeras

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada