miércoles, 19 de noviembre de 2014

La tumba de los muertos vivientes (1982) de Jesús Franco



Dos pobres incautas que se meten en la boca del lobo
Bueno, antes de nada decir que esta película es una mierda. Es malísima, típica película cutre característica de su director, Jesús Franco. Tiene una realización penosa, fallos a patadas, está mal dirigida, cuenta con actores pésimos (y decirles esto es hacerles un halago), unos efectos de maquillaje cutres al extremo. No obstante, como mis comentarios son muy emocionales, debo decir que en su momento, cuando la vi, la disfruté bastante y es que esta película me hizo pasar un muy buen rato. Me acuerdo que la vi una tarde que estaba aburrido en casa hace ya años y la echaron por el canal Calle 13 (de aquélla era un canal cojonudo). Me senté a verla y me reí muchísimo. La película es tan absurda y tan disparatada (por supuesto inintencionalmente) que sirve para pasar un rato verdaderamente divertido riéndose de sus múltiples defectos. 

Un zombie nazi (a la vista está la mierda de maquillaje)

¡Hay que ver qué hambre arrastran estos zombies!
El film va sobre unos muchachos que parten al desierto africano (en realidad, el film fue rodado en Canarias), en busca de un oasis en el que se haya enterrado un mítico tesoro, perteneciente a una tropa de nazis, destinada allí durante la Segunda Guerra Mundial. Pero con lo que se encontrarán es con los zombies de estos nazis, que se levantan de la tumba para proteger su admirado tesoro. En fin, el resultado es, como ya he dicho, algo lamentable a nivel visual, argumental y bueno, lamentable según se la mire desde todos sus aspectos. Pero al menos se hace bastante digerible, lo que ya es mucho decir estando hecha por quien está hecha, Jesús Franco, un director que cuenta con films tan penosamente realizados como éste pero que encima son aburridos hasta el extremo e infumables. Así que bueno, siendo la película una brutal basura, sirve para distraerse y rescatar de vez en cuando ese cine de clase Z tan extremadamente cutre que a veces tiene hasta cierto encanto.

Ahí tirando bien de ketchup

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada