miércoles, 12 de noviembre de 2014

Rasputín (1966) de Don Sharp



El Rasputín real
Aquí otra joyita de la Hammer, la cual supuso una versión muy al estilo de la productora de la vida del polémico monje Rasputín, figura clave de la Rusia de principios del siglo XX. Me hace gracia porque he leido por ahí alguna crítica que pone a parir a esta película, achacándole falta de rigor histórico y científico, poniendo en duda que las habilidades aquí mostradas por la figura casi sobrehumana de Rasputín, pudiesen ser realistas. Vamos a ver, obviamente quien promulgó estos argumentos, no se había enterado (o desconocía plenamente su existencia) de que estamos ante un film marca Hammer, o sea una productora destacada por sus trabajos dedicados al género de terror. En ningún momento creo que fuese intención de sus realizadores hacer una biografía realista y fidedigna de Rasputín, sin más se apropiaron del nombre e imagen del siniestro monje para recrear una historia enfocada al género, por lo cual obviamente, las licencias fantásticas están más que justificadas y no deben ser consideradas como "errores de documentación". Personalmente, a mí el film me encanta, es un tanto peculiar, quizás de los menos comunes de la productora, pero que no le falta su sello tan magnífico y personal. Además, yo adoro a Christopher Lee y creo que estamos ante una de sus más logradas y memorables actuaciones (amén de Drácula, por supuesto). 

Christopher Lee es Rasputín

Suzan Farmer, Francis Matthews y Barbara Shelley repiten
todos juntitos tras "Drácula, príncipe de las tinieblas"
Lee encarna a Rasputín, un monje sin escrúpulos, violento y borracho que posee una habilidad especial, tiene la capacidad de hipnotizar a todo aquél que le venga en gana y por consiguiente, conseguir todos sus propósitos. Así, se servirá de sus poderes para hacerse hueco en la alta sociedad y convertirse en casi mano derecha del Zar de Rusia, no sin antes cometer una serie de actos muy poco ortodoxos. Algunos personajes cercanos al Zar, no tardarán en descubrir la maldad inherente en Rasputín y tratarán de impedir que se salga con la suya; algo que les será muy complicado. Creo que todo aquél que quiera ver este film esperando encontrarse una película de carácter histórico, que sea un retrato fiel y biográfico del personaje protagonista, se llevará una profunda decepción. No nos engañemos, repito una vez más, aunque se tome como referencia la figura de un ser importante en la Historia, "Rasputín" no es un biopic, es un film de terror fantástico, típicos de la Hammer. Sí es cierto que algún detalle biográfico posee, y la ambientación y la escenificación, coinciden con el momento histórico del personaje real, pero hasta aquí llegan las coincidencias con el Rasputín real, el resto es mera y pura ficción. 

Rasputín no es buena pieza

Rasputín hace uso de sus poderes psíquicos
Decir que sus realizadores fueron muy hábiles y para abaratar costes de producción, se reutilizaron muchos de los decorados de "Drácula, príncipe de las tinieblas", que acababa de ser filmada no hacía mucho. Es más, señalar también que el reparto es prácticamente el mismo que ésta, aparte de Christopher Lee, encontramos a la también mítica Barbara Shelley (preciosa como siempre), a Francis Matthews y a Suzan Farmer, repitiendo unos roles similares a los efectuados por ellos mismos en el film de Fisher. Comentar que en la línea de los mejores films de la compañía, "Rasputín" hace gala de una escenificación excelente; fotografía, decoración y demás asuntos técnicos están a la altura, consiguiendo una película de factura visual muy buena. En resumidas cuentas creo que "Rasputín" es un magnífico clásico, y que lamentablemente no cuenta con la fama y la consideración que debería de tener por parte del público y la crítica. Los fans de las pelis de la Hammer (y del terror gótico de la época), seguro que ya la han visto, pero por si acaso, si por casualidad la habéis pasado por alto, hacer lo posible por dedicarle un visionado, os molará fijo.
 
Esto conlleva contradecir a Rasputín

*MI MOMENTO FAVORITO: el tenso y violento enfrentamiento final con el malvado Rasputín (Christopher Lee).

Matar a Rasputín va a costar lo suyo

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada