jueves, 14 de mayo de 2015

It follows (2014) de David Robert Mitchell


 
La prota, Jay (Maika Monroe)
Tenía verdaderas ganas de ''meterle mano'' a esta película, un film que ha sido vendido por la crítica y por un determinado número de usuarios, como algo sublime, magnífico, he llegado incluso a leer comentarios que la comparaban con joyas como ''Pesadilla en El Street'', e incluso una película de tal impacto que iba a revolucionar el panorama del terror actual. Bueno ya estoy acostumbrado a no hacer caso de las críticas, pero es que cuando la he visto hace un par de días me he quedado en plan: ''WTF?''. ¿Pero qué payasada es ésta? De acuerdo, insisto, hay que respetar todo tipo de opiniones, pero en serio me pregunto con rotundidad, ¿qué puñetas ha visto la peña en este pastel para glorificarlo como algo tan sublime? Vale, la película presenta constantes homenajes al cine de los ochenta, no hay más que oír su BANDA SONORA (muy sintetizada, lo más brillante sin lugar a dudas) o las descriptivas panorámicas deudoras del mismo John Carpenter (por momentos me ha recordado a la magna ''La noche de Halloween''). 

Aquí en medio de un tralarí tralará

Los personajes son un puto coñazo
Pero, seamos francos, no sólo de planitos rollo retro y musiquita tenebro-ambiental se puede construir un buen film, por lo menos debería de haber algún detalle interesante que convirtiese su historia en algo mínimamente potable. Pues bueno, en mi modesta opinión, la historia de ''It follows'' es una puta mierda, y lo peor de todo, está narrada de puta pena. Los personajes son planísimos en extremo, y tan vacíos que no llega a importarnos ninguno de ellos un cagarro. El planteamiento argumental claramente, toma como referencia a ''The Ring'', una maldición transmitida de persona en persona, pero en vez de un VHS como método de transmisión, aquí dicha vía es el folleteo, ¡sí, tal cual! La prota (Maika Monroe, también prota de esa delicia que sí es un homenaje como Dios manda del cine ochentero, ''The Guest'') se trinca a su noviete y éste le ha pasado una especie de ¿virus? (llamémoslo X) cuya consecuencia es que comienza a ver gente muerta, pero no sólo eso, estos muertos no son sólo meras apariciones espectrales, pueden dañar a la peña viva, incluso a aquéllos que no los ven, ¡algo inaudito y bastante patético! 

La pobre Jay ha quedado ''contagiada'' (¿de qué?, eso nunca lo sabremos)

''¿Me pasas tu maldición? Sólo tengo que darte mandanga''
La película es un truño, es pesadísima, es tan lenta que se hace interminable. Cae en tanta rutina y resulta tan monótona que me atrevería a recomendarla a personas que padecen de insomnio. Encima como ya dije, los personajes son de lo más banales, en ninguno se llega a profundizar y todo el hilo argumental es tan confuso y tan hilarante que en resumidas cuentas, el desvarío y el absurdo acaban tomando control de la situación. No hay más que ver la patética escena final en la piscina para quedarse con cara de tonto y plantearse: ¿de verdad éste es el peliculón que los críticos me quieren vender como el no va más del cine de terror actual? ¡Venga ya!, este petardo no podrá ser ninguna revolución porque lo primero, no ha tenido ni un estreno comercial masivo porque está claro que sería incapaz de llamar la atención de un público mayoritario, y con casi toda seguridad pasará al olvido en un período de tiempo no muy lejano, con total merecimiento. 

Por ahí viene un fantasmita

''It follows'' es una solemne pesadilla, pero no porque provoque una mínima sensación de miedo, sino porque sentarse a verla e intentar aguantarla entera se convierte en una tortura inaguantable. ¡Una basura de tomo y lomo! Vergüenza me da que se pretenda vender como un homenaje digno del terror ochentero, vale que posee ciertos elementos de éste, pero la base fundamental de entretener y sorprender, se la han olvidado por completo. Mi humilde opinión es que huyáis de ella como de la peste, junto con ''Babadook'' podemos coronarla como la porquería más pretenciosa y bochornosa del año. 

El final en la piscina es todo un homenaje a la estupidez más mundana

No hay comentarios:

Publicar un comentario