domingo, 24 de noviembre de 2013

Las deportadas de las SS (1976) de Rino Di Silvestro



Las nuevas presas llegan al campo
Aunque ya existía algún film de semejantes características antes de su estreno, el éxito tan rotundo de la película "Ilsa, la loba de las SS", propició la aparición de una especie de subgénero denominado nazisploitation. Como ya dije en mi comentario de la propia "Ilsa", las pelis que conforman el nazisploitation, son producciones de bajo presupuesto, ambientadas en campos de concentración nazis y en la que se muestran, con total impunidad, una serie de escenas escabrosísimas y altamente grotescas, en las que se dejan ver la crueldad excesiva que los altos mandos nazis ejercían sobre los prisioneros/as. No faltan también, debido a su situación en plena época del destape, su buen porrón de escenas eróticas (en muchos casos rozando incluso lo pornográfico, debido a lo explícitas que resultan). Pues bien, los italianos, como buenos explotadores de cualquier fórmula éxitosa en taquilla, enseguida fueron lo suficientemente avispados como para convertirse en unos absolutos generadores de esta clase de films, tan políticamente incorrectos (y con razón). Por lo general este tipo de producciones siempre han sido tachadas como obscenas y ausentes de todo tipo de interés cinematográfico, idea con la que discrepo.

Las presas pasando la inspección

El sádico Herr Herner (John Steiner)
Es cierto que las intenciones de estas pelis son claras, pretendían ser provocadoras en exceso, pero francamente por un lado admiro ese lado libertino con el que sus autores las concibieron, retratando un episodio perversísimo de la Historia, sin ningún tipo de tapujos. A mí la verdad es que me repatea cuando hacen una película sobre nazis, y más concretamente sobre las vidas de los presos en campos de concentración en ese momento concreto y resultan edulcoradas, descafeinadas y muy correctitas. Ningún ser humano, que no haya vivido una experiencia semejante, podremos ser capaces de imaginar el horror que aquella pobre gente debió de sufrir, pero estoy seguro que estas producciones tan repulsivas lograron retratarlo de una forma bastante fidedigna, por lo menos el mal rollo consiguen metértelo en los huesos y eso para mí tiene bastante mérito, por lo cual me parecen dignas de ser rescatadas de la quema a la que los críticos las han sometido desde su aparición. 

A punto de ser torturada

Un soldado nazi y una prisionera viven su amor prohibido...
Hablando de la película en sí, "Las deportadas de las SS" no cuenta nada diferente a lo las otras pelis sobre el tema hacen. Es decir, nos retrata el infierno vivido por unas pobres mujeres, presas en un campo de concentración nazi, las cuales irán siendo sometidas a todo tipo de humillaciones, maltratos y abusos. No obstante a mí me pareció un film bastante rescatable, dentro de lo que puede ofrecer, claro. Tal vez lo que sí se me hizo algo pesado es que es una película en la que abunda mucho, mucho, el erotismo. Por lo tanto tendrán presencia largas escenas de sexo, ya sea en escenas de alguna violación de un soldado nazi a alguna pobre presa, o algún encuentro lésbico entre dos presas y como en otro caso, una especie de orgía que hacen unas mujeres para satisfacer los gustos sádicos del comandante jefe del campo, Herr Herner (interpretado de manera magistral por el actor británico John Steiner). Tampoco falta algún escarceo homosexual masculino, puesto que Herr Herner, es un vicioso que le da a todo y también le pone sodomizar a su ayudante, un tipo gigantón que parece un gorila. 

...y por ello recibirán un cruel castigo

La pobre Tania (Lina Polito)
A su vez la peli nos va ofreciendo alguna subtrama, por ejemplo, la extraña relación del propio Herr Herner con una de las presas, Tania (Lina Polito), a la que conocía de antes de haber ingresado ella en el campo. Resulta que Herr Herner tiene una especie de obsesión por conquistar a la chica, por supuesto ella le tiene un asco grandísimo, debido a que él fue el responsable de la muerte de su amado; pero el sádico comandante pues no parará de putearla, para así obligarla directamente a que ella satisfaga sus placeres carnales. Por otro lado también podemos ser testigos de una historia de amor entre un atractivo soldado nazi bonachón y una de las mujeres prisioneras; un amor prohibido que les deparará un cruel destino, en una escena bastante emotiva, la verdad y no me extraña que haya sido documentada de algún acontecimiento real. Por lo demás, también seremos testigos de alguna que otra tortura por parte de las zorras gobernantas del campo, contra las pobres subordinadas prisioneras; aunque en este aspecto por ejemplo, es más light que "Ilsa" u otras nazisploitations que hicieron un uso mayoritario del gore, aunque escenas fuertecillas en este sentido tampoco es que le falten. 

Las presas castigando a una delatora

En resumidas cuentas a mí me parece una película interesante para todo aquél al que este subgénero le pueda parecer interesante. Sí que no es un film para disfrutar y es que ¿quién puede llegar a degustar el visionado de un episodio semejante de la Historia mostrado de una forma tan directa e hiriente? Pero bueno, ahí está el logro de películas como éstas, ofrecernos un retrato descarnado y sin tapujos de unos acontecimientos que como pocos han demostrado los complejos límites alcanzables por la barbarie humana contra el propio ser humano. Y todavía lo que habrá quedado sin contar. Una peliculilla recomendable, eso sí, ni es una pieza artística encomiable y obviamente no es para todos los gustos, los que se expongan a su visionado, deben tener en cuenta lo que van a ver, desde luego. 

Herr Herner sodomizando a su fornido ayudante

*Como curiosidad; decir que la versión en español está enormemente censurada, así que todas las escenas más grotescas o de contenido sexual más explícito, están amputadas. Por lo tanto yo recomiendo intentar localizar la versión sin censurar, que obviamente contiene el metraje íntegro y resulta más efectiva a la hora de impactar, para bien o para mal. 

Herr Herner intenta conquistar a Tania

*MI MOMENTO FAVORITO: uno que me impresionó por lo grotesco que resulta. Tania (Lina Polito) le dará su merecido con creces al sádico Herr Herner (John Steiner). Se muestra sumisa ante él y le permite que él tenga una relación sexual con ella. Pero la chica, se ha introducido en la vagina, un pequeño cilindro de madera con unas minúsculas cuchillas. Claro, cuando el nazi la penetre se llevará una desgradable y cortante sorpresa. 

Sangriento climax

No hay comentarios:

Publicar un comentario